Reprocha el mandatario la petición del escritor de que el gobierno debe disculparse por el combate al crimen
Autor:Redacción
CIUDAD DE MÉXICO, 23 de junio.- Con un minuto de silencio en memoria de las víctimas de la violencia dejadas por la delincuencia organizada, inició el “Diálogo con miembros y representantes de la sociedad civil sobre seguridad”.

En el Castillo de Chapultepec, el escritor Javier Sicilia ha pedido al presidente Felipe Calderón la creación de una ‘Fiscalía Social de la Paz’ que observe el quehacer político en la aplicación de justicia a víctimas.

“Lamento que estemos aquí para dialogar en el primer ejercicio sobre un asunto que si la clase política hiciera lo que debe hacer no habría tenido lugar. Eso habla muy mal de las instituciones”, manifestó el autor.

Además, pidió que se reconozca que existe una deuda con las víctimas de la delincuencia y de la lucha contra ésta, a través de la creación “de una Fiscalía Social de la Paz que dé justicia a las víctimas del crimen organizado”.

También pidió dar seguimiento a los policías que reprueban los controles de confianza.

En respuesta, el mandatario hizo un recuento de todas las víctimas de la delincuencia y rechazó el argumento de que “todo sea culpa de que el gobierno mandó al Ejército a las calles a combatirla”.

“Me duelen y me pesan, me entristecen las pérdidas de vidas de miles de mexicanos, especialmente de los jóvenes”, deploró. “Coincido con los proósitos de su organización, quiero un México con paz, justicia y dignididad”.

Calderón explicó que se ha debido reemplazar a la autoridad cuando ésta se ha visto rebasada o es negligente ante el avance del crimen.

Detalló que el desbordamiento de la violencia se debe a una modificación en el proceder del narcotráfico.

Sin embargo, rechazó que el gobierno federal deba pedir perdón por los operativos de seguridad, como se lo pidió el escritor. “Estás equivocado, Javier, en el gobierno debemos pedir perdón por la gente que murió a manos de los criminales pero no de haber enviado a fuerzas federales a combatir al crimen”, aclaró.

“Con aciertos y con errores, actué, no se trata de una lucha en sí misma contra las drogas, que son un problema de salud pública, son los efectos perniciosos y violentos de su consumo y distribución. Mientras sea presidente estaré siempre dispuesto a rectificar errores en la estrategia contra la delincuencia”.

El diálogo es conducido por el secretario de Gobernación, Francisco Blake Mora.

A la reunión con Calderón asisten Sicilia, 25 afectados y diez testigos de honor, así como el presidente y miembros de su gabinete de seguridad, como la procuradora Marisela Morales.

En su intervención, Julián LeBaron, representante de la comunidad menonita de Chihuahua que perdió a dos familiares, expresó: “Yo no vine a echarle la culpa a usted, todos somos responsables de una u otra manera y muchos nos quedamos callados, y el que calla otorga”, dijo.

Además, pidió que Calderón, la Policía Federal y el Ejército acompañen a una nueva caravana, “que irá de Cuernavaca a Guatemala”.

Araceli Rodríguez Nava, madre de Luis Ángel León Rodríguez, policía federal desaparecido, reprochó la negligencia de las autoridades para resolver los crímenes de sus propios elementos. En este sentido, María Elena Herrera, madre de cuatro jóvenes desaparecidos, critió la negligencia de las autoridades, ante lo que el Presidente comprometió la solución de su caso.

Salvador Campanur, habitante de la comunidad de Cherán que se ha visto amenazada por la delincuencia y los taladores ilegales de bosques, explicó que grupos paramilitares son financiados por gobiernos.

En total, cinco personas hablaron en nombre de víctimas, entre ellas, Norma Ledezma, fundadora de la organización Justicia para Nuestras Hijas contra los femenicidios en Ciudad Juárez, quien solicitó crear un banco de ADN con datos de víctimas.

Fuente: Excelsior.com.mx

Anuncios