Parece un grillo súper alimentado, pero en realidad se trata de un Weta gigante, uno de los insectos más grandes del mundo. Según informa The Huffington Post, el weta de la foto es el más grande de su especie, pero además es el insecto más grande que se ha podido fotografiar en la historia.

El autor de la imagen es el entomólogo Mark Moffet, quien halló el animal en Nueva Zelanda. Moffet alimentó al weta con una zanahoria, lo que hizo más fácil tomarle fotos. “Disfrutó la zanahoria tanto que parecía no darse cuenta de que estaba en nuestras manos. Se la habría acabado toda, pero esta especie está en peligro extremo de extinción y no queríamos arriesgarnos a que sufra indigestión”, contó.

Moffet también contó que el insecto pesa como tres pericotes juntos, y señala que soltó al animal luego de tomar las fotografías.