Gracias al colágeno la estructura de nuestro cuerpo se mantiene unida. Como afirma el doctor Eduardo Orihuela Cabrera, “el colágeno es una proteina esencial para la elasticidad y flexibilidad de los órganos y tejidos, y es responsable de la firmeza, elasticidad e integridad de las estructuras, influyendo en la hidratación del cuerpo”.

El galeno explica que el organismo lo produce de manera natural; sin embargo, entre los 20 y 30 años su producción comienza a reducirse, se calcula que en un 1.5% por año, debido al proceso de envejecimiento.

Ese declive en la fabricación lo empezamos a notar en las arrugas prematuras, fundamentalmente; pero también en la tersura de las uñas, cabello y piel, además se manifiestan dolores en las articulaciones, ligamentos, tendones y músculos, problemas oculares; incluso, deficiencias en el sistema cardiovascular y linfático, entre otras evidencias.

Cuando el cuerpo reduce esta producción es necesario ingerirlas,  no solo por las líneas de expresión, sino para recuperar el buen funcionamiento de nuestras articulaciones, entre otras funciona. Pregunta a tu médico qué suplemento alimenticio es el indicado y si tú puedes consumirlo.

RECOMENDACIONES
-Evitar ayunos prolongados
-Consumir gelatina, contiene altas cantidades de colágeno y es bajo en grasas.
-Consumir, proteínas como carne de cordero, bacalao o salmón, entre otros.

DATOS
35 %  del colágeno se reduce a partir de los 60 años.