LuminAID es una linterna solar portátil y resistente al agua cuyos componentes van envueltos en una bolsa de plástico hinchable. Al no depender de enchufes o combustibles para iluminarse, este dispositivo se puede emplear para llevar luz a zonas en las que ha habido una catástrofe natural.

Sus creadoras Anna Stork y Andrea Sreshta desarrollaron la idea cuando pensaban en el diseño de infraestructuras de ayuda a los damnificados por el terremoto de Haití y la idea era proporcionar una fuente de luz barata, limpia y fácilmente transportable.

Para utilizar LuminAID, basta con desdoblar la bolsa, hincharla como si de una colchoneta se tratara y encender el botón. Las baterías de esta curiosa linterna se recargan con luz solar, y duran de 4 a 6 horas. El dispositivo se puede colocar en cualquier sitio, flota y es resistente al agua.

Estas linternas especiales se venden a través de la página web oficial de LuminAID a 25 dólares y se recaudan fondos para enviar los dispositivos a lugares en las que ha habido catástrofes o áreas rurales donde no llega la red eléctrica.

Anuncios